domingo, 23 de abril de 2017

Retrato (Relato corto)

-
El siguiente relato lo escribí a raíz de una propuesta en el foro Abretelibro, la intención era escribir un texto teniendo de referencia la pintura famosa que aquí coloco.

---------------------------------------------------------------------------------------------



RETRATO

Hacía mucho tiempo que miraba aquél libro de reojo, era casi un símbolo, algo muy pegado a la visión que tenía de su abuelo. Anoche se sintió dichosa, había disfrutado en la fiesta y había bailado casi hasta caer rendida. Al volver a casa se sintió eufórica por lo bonita que era la vida y entonces aquél libro ajado de lomo negro y título desgastado la tomó de la mano y le dejó un presente que no esperaba.

Una nota garabateada con aquellos trazos apretados y enérgicos que había esgrimido su abuelo durante toda su vida. Todo lo que allí se le descubría dolía, hablaba de su propia historia, la de una chiquilla que había ido a parar a una hacienda con un viejo al que todos pensaban tirano y ella había endulzado el alma. Una mocosa llena de rabia contra los que habían osado llamarse padres y la habían desechado como si nada. Todo eso había quedado muy atrás, o eso pensaba, pero tras cada relectura su tensión aumentaba, se esforzaba por mantener a raya las lágrimas y tragarse el nudo de pena de la garganta.

Amanecía y la luz trató de aliviar su tristeza. Suspiró, apoyó el codo en la recia mesa de madera y dejó caer el peso de su cabeza sobre los dedos de su mano derecha, en la izquierda sostenía lánguidamente la hoja. Ojalá no hubiera abierto el libro, ojalá todo aquello no fuera más que una equivocación, ojalá... Pero las últimas palabras de aquél papel prendieron en su mente al rojo vivo: "...y que no se entere la niña". Entonces dejó caer la nota, desprendiéndose de algo que la enfermaba, se restregó con fuerza los ojos, se retocó lentamente el pelo hasta llegar a la coleta, se levantó y se encaminó a su dormitorio con esa determinación prendida en su alma que tanto aplaudía el anciano que ya no estaba.

No hay comentarios:

Publicar un comentario